READ IN: English

Kim Kardashian asegura que vivió un momento de renacimiento tras la pandemia y el consecuente confinamiento. Así es como afectó el COVID-19 a sus relaciones y a su vida personal:

Si bien es cierto que ningún año es «normal» para los miembros de la familia Kardashian, Kim asegura que este último ha sido todo un vaivén de emociones. Hace tan solo unos días hacía público su aprobado en el baby bar exam (equivalente al examen de acceso a la abogacía en California). Además, su relación con Kanye West también la situó en el punto de mira (por no hablar de su romance con Pete Davidson).

No obstante, en una entrevista reciente, la celebrity aseguraba que no se siente abrumada. «Me siento emocionada por volver a la carga, aunque definitivamente me encantó tomarme todo este tiempo libre. Sinceramente, creo que fue muy bueno para mi alma tener este tiempo para recalcitrar, para tener este momento de renacimiento. Trato de ver todo de la manera más positiva posible, incluso cuando el mundo entero se desmorona y todos estamos preocupados por nuestros seres queridos. Pero estoy emocionada de que las cosas vuelvan a la normalidad.»

A pesar de que West se declarase en su última actuación durante el concierto benéfico «Free Larry Hoover», Kim sigue adelante con la solicitud de divorcio.