READ IN: English

El cantante canadiense crea su propia línea de cannabis en plena fiebre del sector. Bieber colabora con la marca Palms y lanza un paquete de siete porros ya liados por 32 dólares a los que ha puesto el nombre de «Peaches«.

Después de que otros artistas como Travis Scott o Jay-Z lanzaran sus propias marcas, ahora es el turno de Justin Bieber que entra de pleno en el mercado de la marihuana. La colección de edición limitada hace clara alusión a la canción que tiene con ese nombre y a sus referencias a la maría.

Cada paquete lleva siete cigarrillos preliados de 0,5 gramos, a base de flores de interior de primera calidad y además incluye un mechero con el lema «Peaches». Aunque el producto pinta muy atractivo, su verdadera virtud radica en la intención solidaria a favor de los beneficios de la hierba.

Bieber está aprovechando esta aventura empresarial para apoyar a organizaciones sin ánimo de lucro como Veterans Walk and Talk que defienden el uso medicinal del cannabis. Así como Last Prisoner Project que trabaja para eliminar las condenas relacionadas con el cannabis.