READ IN: English

El movimiento migratorio de las firmas al mundo virtual precisa de una nueva generación de artistas digitales, 3D, diseñadores de juegos y expertos en NFT que están transformando la moda. Una extensión hacia espacios renderizados como los videojuegos o los proyectos web3 que depende de una red de expertos para trasladar sus imágenes, códigos distintivos y estética al metaverso.

Estudios como BeyondCreative ya son a día de hoy referentes en la industria por su saber hacer en la artesanía digital. Algo que pudimos apreciar en su obra remasterizada de las Ozweego de adidas para la nueva experiencia de la firma en Fortnite. Un proceso que permite explorar la creatividad de manera ilimitada, más allá del hecho de importar un modelo 3D al espacio.

Como proyecto previo a éste, la agencia se aliaba con Balenciaga para su hub “Strange Times” para Fortnite, mientras Vans acudía a The Gang para codificar y proyectar su universo en Roblox. Otras firmas como Gucci se asociaron asimismo con creadores de Roblox como Rook Vanguard, así como hizo Burberry con Emperia para su asociación con Harrods, o Nike y Phillip Lim con el estudio Superficial.

En este sentido, si el futuro es el metaverso, todos los insiders del sistema y/o la industria están aprovechando la oportunidad de negocio y de supervivencia a largo plazo; incorporando divisiones de web3 para apoyar a marcas y ponerlas en contacto con el talento adecuado, tal y como lleva a cabo la agencia creativa de Highsnobiety. Tanto si el objetivo es comercializar un producto físico como uno digital (NFT), estos expertos se convierten en la piedra angular de la era hipervirtual.

Un nuevo movimiento artístico

Las firmas requieren de estos talentos digitales por sus habilidades técnicas para construir avatares virtuales o acuñar NFT en cadenas de bloques, pero también por su dirección creativa y orientación para crear experiencias inmersivas que acompañen y enriquezcan las historias en torno a sus productos o imagen. Artesanos virtuales que están precisamente proyectando un nuevo movimiento artístico en el metaverso con el que crear mundos y fantasías como la de FutureCorp x Marni para ilustrar su colección SS22.

Aún así, se trata de un universo emergente en vías de construcción. Y es que, como ocurrió en la controvertida Semana de la Moda del Metaverso, la mayoría de mundos online codificados a través del blockchain como Decentraland aún constan de gráficos básicos que en lugar de elevar el ADN de la firmas, lo debilitan; proyectando una problemática a la hora de conectar con las nuevas generaciones. La idea es seguir explorando creativamente ese paraíso sin límites.

Newsletter