READ IN: English

Donald Trump está a punto de conseguir su sueño: limpiar las redes estadounidenses de las aplicaciones chinas. El presidente ya ha firmado una orden ejecutiva con la que prohíbe cualquier transacción o negocio con ByteDance, los superiores de TikTok.

El nuevo decreto, que evoca una amenaza a la “seguridad nacional, la política exterior y la economía de Estados Unidos”, entrará en vigor en 45 días. Esto significa que, pasados ese mes y medio, nadie podrá usar la aplicación.

Además de TikTok, EEUU también prohibirá WeChat, que es el equivalente a Whatsapp en occidente aunque su versión está mejorada. Puedes pagar con la app de WeChat en los bares, pedir comida a domicilio, comprar billetes de tren  avión, comprar ropa e incluso ligar con personas cercanas. Imagina tener el Wallet, Booking, WhatsApp, Glovo y Tinder en una app.

Por su parte, China, no se ha quedado atrás en esta disputa afirmando que Washington “probará el amargo fruto de elegir sus propios intereses sobre los principios del mercado”.

Conoce más noticias sobre Donald Trump haciendo clic aquí.