READ IN: English

«Creo que todo lo relacionado con la marca se basa en la realidad. Puedo ver a este tipo, con su aspecto, en la calle. Y para mí, eso es un enfoque muy moderno de la moda». Así es como ve Matthew M. Williams desde fuera su última propuesta para la legendaria casa de moda francesa que dirige creativamente desde hace dos años, Givenchy, presentada en París durante la semana de la moda de París en el École-Militaire.

Entre la arquitectura parisina que dominaba el lugar, reinaba una especie de isla blanca nuclear, donde los modelos empezaron a salir a pasear por el agua, sin miedo a mojarse, para que los invitados y celebridades como J.Balvin, Tyga o Raw Alejandro, entre otros, pudieran ver con detalle las piezas y accesorios de Primavera/Verano 23 diseñados por Williams e inspirados en todo su entorno y personas cercanas a él.

La estética de esta isla, además de contrastar con los edificios clásicos de París, estaba diseñada para empastar perfectamente con el estilo minimalista y con el aire Y2K que destilaban los artículos de la colección. Hacemos referencia a este tipo de tendencia porque es cierto que varios de los looks que aparecieron en el desfile recordaban en cierta parte a los chandales que se llevaban en los 2000 de EVERLAST.

Hay una cosa que M.M.W. como diseñador ha hecho muy bien, y es no dejar atrás el legado de logos que introdujo con éxito el anterior director creativo, Riccardo Tisci durante el tiempo que estuvo trabajando para la maison. Estos están presentes en la mayoría de las prendas, por no decir en todas, así que qué quiere decir Matthew con esto: ¿volverán los logos y con más fuerza que nunca? Parece que sí, y serán muy visibles, ya que ni siquiera las caras podrán evitar que el logo de Givenchy no aparezca en ellas. Los pasamontañas y las cintas unidas a una especie de máscara se encargarán de que así sea.

Sin embargo, la logomanía desaparece cuando se trata de calzado y el estilo minimalista está más presente en botas y zapatillas deportivas. Pero si no te gustan los logos, aún no es hora de cantar la victoria, porque no se han ido para siempre, siguen aquí con nosotrxs, aunque de forma más sutil, en gafas de sol y joyas (collares, colgantes de candado, pendientes); todo metálico, por supuesto, porque ya sabemos cómo le gusta a Matthew todo eso.

En conclusión, Matthew M. Williams propone una Primavera/Verano 23 en Givenchy muy relajada, despreocupada y con ganas de querer ser vistx. ¿Por qué quién puede pasar desapercibido con tanto logo? Pocxs.

Newsletter