READ IN: English

Entre un escenario de disturbios y brutalidad policial, la industria de la moda está apoyando el movimiento y las protestas contra el asesinato de George Floyd. Más allá del discurso pro-black lives matter de las tiendas de sneakers en particular, el sistema de la moda en general ha querido manifestar su opinión al respecto y unirse al black out cultural de hoy, día 2 de junio, para desconectar del trabajo y reconectar con nuestra comunidad.

Nike

Grandes firmas de la escena como Louis Vuitton decidieron hacer un manifiesto a través de Instagram, en un vídeo dirigido por Virgil Abloh. En él se transmite un mensaje de gran valor, ‘Make a Change’ que apoya la destrucción del racismo hacia una paz común.

Entre otras casas high-end encontramos la postura de Gucci, que compartía las palabras de la escritora Cleo Wade, o de ALYX, Fendi, Jacquemus, Valentino o Versacce, quienes mostraban su apoyo incondicional al movimiento anti-racista Black Lives Matter.

Supreme publicó un vídeo del saxofonista Faraón Sanders con un mensaje del artista Raj Debah. Otras marcas como Kith, New Balance, Fila, Thrasher Magazine, Rebook, Puma y Under Armour han ofrecido su apoyo a través de cartas abiertas. En ellas demandan una justicia de los derechos humanos y un cambio mental hacia el amor. Y, sobre todo, hacia una sociedad en la que no exista el odio y el racismo.

Así es como la solidaridad en la industria de la moda ha vibrado ahora más que nunca. Posicionándose en la igualdad y la justicia en un tema de emergencia social y política en la que todos tenemos que estar unidos.