READ IN: English

Según ha informado Lucas Shaw, de Bloomberg, Netflix insertará anuncios en su plataforma el próximo año o quizá al siguiente. Esta decisión viene motivada por la hecatombe comienzos de 2022: una pérdida masiva de suscriptores por primera vez desde 2011 y una caída en bolsa enorme.

Desde la plataforma creadora de series como Stranger Things o Élite afirman que perdieron alrededor de 700.000 clientes al retirarse de Rusia. También han perdido otros 600.000 clientes en Estados Unidos y Canadá. Esto último se debió, en gran medida al aumento de precios del servicio streaming.

Netflix ha insistido en que tratará de frenar el uso compartido de contraseñas en el transcurso de este año. Pero no será la única medida polémica. La empresa ha afirmado de forma oficial que añadirá un paquete más económico respaldado por publicidad en 2023 o 2024.

«La publicidad es una oportunidad muy emocionante para nosotros», aseguró Reed Hastings, cofundador de Netflix.

El debate está abierto.





Newsletter