READ IN: English

Vestiaire Collective anuncia la restricción de la venta, compra o publicación de artículos de moda rápida en la plataforma a partir del 22 de noviembre.

Esta audaz medida resalta la misión de fundación de Vestiaire Collective de impulsar un cambio hacia una economía circular en la moda. Restringiendo de forma progresiva las marcas de fast fashion en la plataforma, la empresa anima a su comunidad a priorizar la calidad ante la cantidad y a invertir en una gran artesanía a un precio competitivo.

«La moda rápida no tiene valor y mucho menos en el mercado de reventa. Desde Vestiaire Collective hemos decidido dar este paso porque no queremos ser cómplices de una industria que tiene un impacto social y ambiental enormemente negativo. El sistema actual fermenta la sobreproducción y el consumo masivo de artículos de baja calidad generando una alta cantidad de residuos» asegura Dounia Wone, Chief Impact Officer de Vestiaire Collective.

Se trata del último paso en la misión de VC de transformar la industria de la moda actual. Como parte de un plan de tres años, la empresa, junto a una agencia externa, diseñará una lista de criterios sólidos en contra del fast fashion que incluirá la baja calidad de los artículos, las condiciones de trabajo y la huella de carbono. Todas las marcas que no se ajusten a estos criterios serán eliminadas de la plataforma.

Newsletter