READ IN: English

El alicantino Domingo Rodríguez ya tiene su propio espacio en la Mercedes-Benz Fashion Week de Madrid; Dominnico (@dominnico) es una fuerza potente consolidada en la industria de la moda nacional. Su colección Omega, presentada en formato online a través de un relato audiovisual; se lanza al futurismo invernal de las prendas de temporada AW 20/21 con un concepto sólido que envía un mensaje de inclusión e igualdad.

La firma emergente se suma a la forzosa exhibición virtual de su actual colección Omega; a pesar de la ausencia de público esta nueva situación ha empujado a los diseñadores a crear más allá que una gama de piezas textiles. De este modo, Dominnico acude a la artista audiovisual Favela para construir un imaginario yermo más parecido a un paraje marciano. Una sinergia entre la muestra del alicantino y el entorno, dotando al universo de Rodríguez un carácter tridimensional entre la realidad, la fantasía e Internet.

Las prendas centradas en la definición de cuerpo y siluetas se adaptan y se abren al mundo sin miedo para romperlo con los patrones establecidos durante años. La libertad de expresión se implanta de forma definitiva en la moda, no existen cánones, no existen límites y nadie determina dónde comienza o acaba lo bello o la estética políticamente correcta.

Dominnico

“Omega es un punto de luz para conectar con esa parte dulce, pero también, perversa y dura de nuestra forma de vivir”; con estas palabras, Dominnico aprecia su nuevo trabajo para AW 20/21. La pieza estrella se trata de un casco de pedrería de inspiración montera bakala 2.0; realizado con perlas de diferentes colores y cosidas a la base de la estructura de tela mosquetera. Solo este accesorio llevó 120 horas de trabajo. También es importante destacar la colección cápsula de joyería que se presenta junto a Mateo Gargallo y que pronto estará disponible en dominnico.com.

Domingo Rodríguez repite colaboración son Surritt para presentar el bolso Omega en cuatro colores: black, soft pink, light blue y white. Fabricado en piel de vacuno y nylon. La etiqueta española además reformula su logotipo con una estética más punk y tribal, con notas armoniosas y orgánicas.