READ IN: English

Durante la Semana de la Moda de Milán, la firma italiana presentó Exquisite Gucci, la nueva colección de Alessandro Michele, que explora el poder fantasmagórico de la moda a través de los reflejos de espejos mágicos.

Gucci, la nueva colección de Alessandro Michele, que explora el poder fantasmagórico de la moda a través de los reflejos de espejos mágicos.
En sus notas sobre el desfile, Alessandro Michele habló de la «perspectiva sofocante» de ver las cosas exactamente como son, así que se aseguró de que su última colección fuera vista exactamente como no es.

Las paredes y los pilares del centro de la sala estaban cubiertos de espejos que creaban ilusiones ópticas, distorsionando la imagen y maravillando a la audiencia al tiempo que se rendía homenaje a la metamorfosis: «Un espacio donde la mecánica juguetona de los reflejos rompe todos los límites espaciales y abre el camino hacia la evasión».

Cada una de las colecciones de Alessandro Michele es una variación del concepto de reflejo. Presenta su visión caleidoscópica del mundo en general y de temas más específicos, como la masculinidad, que tomó el protagonismo durante una Semana de la Moda de Milán centrada en la feminidad.

El traje se trató como un objeto de sastrería. ¿Cuántas variaciones puede haber? Muchas. Paradigmático o como un juego de proporciones; más corto o con puños en contraste; con muy pocos botones o con demasiados; sin solapas o con solapas falsas; y, muchas veces, con un estilo que fomenta la emergente estética urbana de sastrería de Gucci.

La ropa en sí es un reflejo de nuestra imagen y vestirla «significa cruzar un umbral transformativo donde nos convertimos en otra cosa; significa ser capaces de mejorar y articular de una manera diferente nuestra identidad y nuestro potencial expositivo». Al igual que con el cadáver exquisito, la inspiración para la provocación y un juego que ganó popularidad entre los artistas surrealistas que lo utilizaban para generar composiciones colaborativas, Alessandro Michele infundió miles de códigos en la colección, incluidos los de adidas.

Muchos diseños se han realzado con un logotipo especialmente creado o con las tres rayas omnipresentes, que se pueden ver en una amplia gama de artículos, desde chaquetas de traje clásicas hasta estilos más deportivos como las zapatillas Gazelle.

Esta actitud abierta hacia la combinación de códigos es un testimonio de la fluidez que ha distinguido las colecciones de la Firma durante los últimos siete años, enriqueciendo y ampliando el léxico de Gucci, una estética universal que siempre intenta hablar un lenguaje que todo el mundo puede entender.

Billie Eilish es imagen de la última campaña de Gucci Eyewear.





Newsletter