READ IN: English

Bajo el nombre de FADE, la colección  recoge la búsqueda insaciable por parte del diseñador de prendas progresivas.

El punto de partida de FADE es el shearling, una piel de oveja o cordero recién esquilada que se ha curtido y vestido con lana, presente en la mayoría de los diseños -sobre todo en las chaquetas unisex-. El 3D también cobra especial importancia en muchos de los estilismos, cuya función es aportar adaptabilidad y reversibilidad a las prendas.

Destacan los materiales técnicos con los que se han confeccionado los pantalones cargo con bolsillos externos; los chalecos hinchables con detalles metálicos; las prendas exteriores de nylon, boucle y PVC o los jerseys de punto que incorporan todo tipo de tejidos.

En cuanto al calzado, Matthew M. Williams presentó el estilo Mono, que tanto furor causó en redes sociales durante la semana pasada. Gracias a la incorporación de una plantilla, los modelos se elevan ofreciendo un mayor nivel de comodidad y originalidad.

Y hablando de FW22 ¿Has visto la nueva colección de Prada?

Newsletter