READ IN: English

Cuatro meses después de que Jeff Bezos lanzase un cohete con forma de pene al espacio, el magnate ya está planeando cuál será su próximo proyecto.

Tal y como confirmó la BBC, el empresario tiene en mente lanzar una estación espacial comercial bajo el nombre de Orbital Reef. La idea es que la construcción, bajo la gestión de Blue Origin, funcione como un «parque empresarial de uso mixto» acogiendo a, aproximadamente, diez personas a la vez.

La estación contaría con casi 10.000 metros cuadrados en los que se podrán encontrar espacios para grabar películas en microgravedad; llevar a cabo investigaciones de vanguardia y un «hotel espacial».

«La estación abrirá el siguiente capítulo de la exploración y el desarrollo espacial humano, facilitando el crecimiento de un vibrante ecosistema y un modelo de negocio para el futuro. Las empresas espaciales experimentadas, los consorcios de alta tecnología, las naciones soberanas sin programas espaciales, los medios de comunicación y las empresas de viajes, los empresarios financiados y los inventores patrocinados, así como los inversores con visión de futuro, todos tienen cabida en Orbital Reef.» asegura un comunicado emitido por la empresa liderada por Jeff Bezos.

Y hablando de tecnología y espacio… ¿Te has enterado de que Honda se expande al mercado robótico y espacial?