READ IN: English

Barbie Ferreira culmina la campaña SS20 de Jacquemus que comenzó Bella Hadid hace unos días. La colección Primavera-Verano de la firma francesa se presentó bajo la nueva tendencia impuesta por el Covid-19, imágenes capturadas a través de FaceTime. La actriz de la exitosa serie Euphoria de HBO ha sido fotografiada virtualmente por Pierre-Ange Carlotti con la gama final de piezas de Simon Porte.

Barbie Ferreira x Jacquemus SS20

Todavía, en 2020 nos sorprende que una modelo curvy sea la imagen de una línea de diseño de alta costura. Con la evolución de la industria las puertas siguen semiabiertas en lo que respecta a los cánones de belleza. Barbie Ferreira (@barbieferreira) demuestra una vez más, al igual que el resto de sus compañeras de profesión, que no importa lo que lleves, sino cómo lo lleves y cómo te sientas con ello. La actriz se luce con comodidad frente a la cámara y reafirma el encanto de cualquier tipo de cuerpo.

Barbie Ferreira x Jacquemus SS20

La naturalidad de su sonrisa y la ausencia de maquillaje revelan una gran verdad: “la belleza está en todas partes”. Aunque, lo vemos, no lo percibimos. Ferreira posa segura e insinuante en las fotos de Jacquemus (@jacquemus). El vestuario incluye un bikini de punto, una camisa semitransparente y un vestido plisado de color amarillo apagado. Además de accesorios icónicos como el sombrero de ala ancha XXXL del diseñador o el bolso de paja con asas de cuero; y unas gafas de sol de pasta verde botella y lentes oscuras.

Barbie Ferreira x Jacquemus SS20

Jacquemus ha incorporado en más de una ocasión a modelos de diferentes tallas, pero la diversidad aún no es equitativa. Otras etiquetas durante esta temporada han contado con nuevas caras como Paloma Elsesser (@palomija) que desfiló para Fendi. Jill Kortleve (@jilla.tequila) caminó en la pasarela de Chanel. La inclusión es necesaria y a pesar de que el público está de acuerdo con ello, el proceso está siendo muy lento. La moda no puede seguir hablando de un futuro no muy lejano, sino que debe adaptarse a la inmediatez que exige la sociedad.