READ IN: English

No lo decimos nosotros lo dicen las marcas y diseñadores que han decidido crear este tipo de prendas que aún no sabemos como denominarlas, pero lo que si tenemos claro es que se convertirán en las protagonistas de la próxima temporada de otoño/invierno. Y es que, ya se sabe que cuando varixs coinciden en algo acaba convirtiéndose en tendencia.

Tendencia que, por cierto, hoy te ayudamos a descubrir después de verla repetidamente durante el «fashion month» en las propuestas de los diferentes diseñadores. Viktor & Rolf fueron los primeros en hacer algo así, cuyo aspecto arquitectónico nos llamó la atención, ya que las americanas de sus trajes se caracterizaban por sus hombreras XXL, que debían estar sujetas a algo. ¿Fue el dúo de diseñadores el encargado de dar paso a esta «trend»? Creemos que sí, y si no es así, al menos fueron los que ayudaron a patentarla.

Unos meses después del desfile de V&R, llegó el del británico Richard Quinn, en el que decidió ir un paso más allá y apostó por seguir patentando las citadas prendas de aspecto arquitectónico pero añadiéndoles una continuación en forma de capucha o pasamontañas. Lo vimos en bodys, tops, vestidos e incluso gabardinas. Es cierto que desde el momento en el que aparecieron por la pasarela nuestro radar se activó en un segundo.

Seguido a Quinn, Raf Simons, diseñador vanguardista donde los haya, presentó un par de abrigos con forma de capa, que estaban unidos a una gorra. Ahí fue cuando realizamos que algo estaba pasando.

Esto fue durante la semana de la moda de Londres y, como seguro que sabéis, seguida a esta va la de Milán y París. En esta última, concretamente en el desfile de Coperni y en la propuesta presentada por Arnaud Vaillant y Sébastien Meyer, fue donde volvimos a ver estas prendas, de la misma manera, en forma de bodys de punto, forro polar o abrigo. Pero aquí la importancia dada a estas piezas fue aún mayor, dado que el look que abrió el desfile fue un abrigo-vestido de este tipo. Además, el dúo de diseñadores también decidió que los hombres Coperni siguieran esta tendencia, presentando un abrigo y un polar azul que nos enamoraron al instante.

Por último, ese mismo día por la tarde, Rick Owens, confirmó nuestra teoría con un vestido con capucha y estampado tie dye en tonos verdes y azules.

Es un hecho y es oficial. Este tipo de prendas con capucha incorporada serán las protagonistas de la próxima temporada otoño/invierno. Somos conscientes de que al principio cuesta cogerles el tranquillo y que chirrían un poco, pero te acabarán gustando tanto como a nosotrxs; y además te ayudarán a mantener tus orejas calientes.

Newsletter