READ IN: English

Ha sido un año complicado para Condé Nast — problemas económicos provocados por el confinamiento y la controversia surgida a raíz del movimiento BLM. Un año tan complicado, de hecho, que muchos se han preguntado si también marcará el final del reinado de Anna Wintour, editora jefe de Vogue América.

Es una de las personalidades más poderosas del mundo de la moda y por lo tanto una de las más controvertidas. Ahora, contra todo pronóstico, la compañía deja claro que Wintour se quedará muchos años más debido a su reciente reestructuración.

Ayer fue nombrada Directora de Contenidos de todas las revistas de Condé Nast, así como Directora Editorial Global de Vogue. Un movimiento que la convirtió, presumiblemente, en la mujer más poderosa de todas las editoriales de moda. A partir de ahora W, Glamour, Marie Claire, GQ, Wired, Architectural Digest, WWD y Vanity Fair estarán bajo supervisión de Wintour.