READ IN: English

Jil Sander dedica su última campaña para SS21 a los sentimientos. En colaboración con diferentes fotógrafos, Lucie y Luke Meier reinterpretan los valores humanos a través de diversas personalidades que protagonizan la propuesta. Así, han creado una historia que trasciende los límites de la moda. 

Jil Sander revela la segunda entrega de su propuesta para SS21 poniendo el foco en los sentimientos. El tema de la intimidad atraviesa el conjunto de la campaña. Así, Lucie y Luke Meier invitaron a diferentes fotógrafos con los que habían trabajado previamente para conseguir el propósito de la campaña.

El resultado se traduce en un trabajo repleto de armonía y coherencia fotográfica, a pesar del dispar savoir faire de cada profesional. Lucie y Luke afirman que esto era justo el propósito de la campaña.

“Lo que nos gusta de esta campaña-proyecto es trabajar colectivamente; con los autores, los protagonistas de las imágenes y nuestro equipo. Improvisar en torno a un tema determinado, como “tocar”, “la intimidad”, “la amistad”, jugar con personas con las que te sientes afín, en las que confías y, comprendes”.

Además, han añadido: “Estamos muy contentos de que Shaniqwa Jarvis, Nigel Shafran, Drew Jarrett y Bibi Borthwick —fotógrafos—, junto con Alek Wek, Vivien Solari, Saskia de Brauw, Lily McMenamy, Ottawa Kwami, Yuri Pleskun y Leo Bhanji —modelos— hayan aceptado nuestra invitación y una vez más nos hayan entregado la autoría de una obra que es esencialmente conjunta”.

Si quieres conocer más detalles sobre la colección, dirígete al sitio web de Jil Sander. ¿Sabías que Jil Sander volvió a trabajar con Uniqlo este otoño?