READ IN: English

Las elecciones de EE.UU nos han tenido en vilo durante cuatro días. Los estadounidenses ejercieron su derecho a voto el 3 de noviembre, pero no fue hasta el día 7 cuando conocimos el nombre del ganador. Joe Biden, el candidato demócrata se alzó con la victoria sobre su rival republicano Donald Trump; convirtiéndose así en el presidente número 46 de la historia norteamericana. Él y su mano derecha Kamala Harris (@kamalaharris) jurarán el cargo de presidente y vicepresidenta el próximo 20 de enero en un evento denominado Inauguration day.

Kamala Harris

A pesar de que Joe Biden ha sido el presidente más votado de la historia de los Estados Unidos, es la segunda al mando quien más elogios está recibiendo. Kamala Harris se ha convertido en la primera mujer de raza mixta -origen negro y asiático- en ostentar un alto cargo en el gobierno estadounidense. Harris se graduó en la Universidad de Howard de Washington y del Hastings College of the Law de California, pero no fue hasta principio los de los 2000 cuando arrancó su carrera política.

Veinte años después se convierte en la primera mujer afroamericana y la primera surasiática en servir a los Estados Unidos como vicepresidenta electa. El primer discurso de Kamala tras las elecciones ha cautivado al mundo entero. Su mensaje de esperanza, unidad y emancipación para el futuro de las niñas y mujeres norteamericanas ha hecho mella a nivel internacional.

Kamala Harris: “Si bien soy la primera mujer en la vicepresidencia, no seré la última”

Además, Harris quería ir más allá, escogió un diseño de Wes Gordon para Carolina Herrera monocromático que homenajeaba a las primeras sufragistas del país. El color blanco se vincula con este movimiento sociopolítico femenino. La inspiración también llegó de Shirley Chisholm, la primera mujer negra elegida al Congreso en 1968; vistió de este mismo tono en su primer discurso.

En definitiva, Kamala Harris buscaba conectar a las mujeres que lucharon en el pasado, las que hoy han desafiado las expectativas políticas del país y las que romperán todas las barreras en el futuro. Además, el lazo de la blusa es una alusión clara a la indumentaria de Margaret Thatcher que buscaba crear una metáfora con la corbata de sus colegas masculinos.

Kamala Harris

Asimismo, Kamala Harris no solo abre las puertas a grandes oportunidades para las mujeres, sino también a colectivos como Black Lives Matter, uno de los más golpeados durante el mandato del republicano Donald Trump. Esperemos que su ideología mucho más social pueda aunar a la población estadounidense que se ha visto más polarizada en los últimos años.

Kamala Harris